Rosa Gallego ha presentado en la mañana de ayer la denuncia en la Fiscalía para que se investiguen posibles delitos penales en la compra irregular de inmuebles por parte del Gobierno de Marea Atlántica al firmante y miembro fundacional de la Marea, Toni Lodeiro.
El juzgado abre diligencias por presunta PREVARICACIÓN del gobierno de Xulio Ferreiro por el caso de la cesión de la cárcel.
Presupuestos Rosa Gallego: "Ferreiro ha logrado que el presupuesto de 2018 sea aún peor que el de 2017 porque no resuelve ni un problema real de los coruñeses y los empeorará porque sube los impuestos a cambio de nada".

sábado, 4 de junio de 2011

¡ MAS CARAS NUEVAS EN MARÍA PITA !

Enrique Salvador: “El cambio histórico nos da ansiedad por hacer bien las cosas”


En 2007 ocupaba el número 17 de la lista del PP y ya no entraba en sus planes poder acceder al salón de plenos de María Pita, pero en 2011 el partido decidió que subiera hasta el 14 y Enrique Salvador soñó con la victoria. Se define tranquilo y se pudo comprobar la noche electoral, cuando mantuvo el tipo al ver cómo la mayoría absoluta se cumplía gracias a él.

-¿Cómo se involucró en el proyecto de Carlos Negreira?

-Llevo trabajando en él desde la anterior candidatura, donde ya fui, pero en otro número más bajo, y desde la junta local del PP, donde trabajé como vicesecretario de Organización, colaborando en la estructura interna del partido. No es una improvisación de unos días antes de la campaña, es un proyecto que se ha venido elaborando desde bastante tiempo atrás. Desde el primer día después de las elecciones de 2007 nos hemos dedicado a trabajar para ofrecer un proyecto que fuese de la confianza de los coruñeses.

-Con el número 14 se convirtió en protagonista durante toda la campaña.

-Desde luego, recibí numerosos calificativos, que si el talismán, el hombre llave, el dudoso, y ahí ya decía yo que no, que de ninguna manera. Toda la campaña estuve con esa responsabilidad, por estar en un numero tan significativo, de poder hacer historia en la ciudad.

-¿Cómo vivió el transcurso de la noche electoral?

-Fue muy especial, aunque ya casi toda la noche, después de 25%, estaba dentro. Yo soy una persona bastante tranquila y mientras no se confirmaba pues había que mantener esa cautela y tranquilidad, que después se desbordó con mucha alegría y con mucha emoción.

-¿Dónde se ve dentro del Gobierno municipal?

-De momento no está repartido. Yo tengo mi experiencia, además de en medio rural y medio ambiente, como persona que antepone los intereses generales y que está acostumbrado a gestionar fondos públicos. Es muy importante esa conciencia de servicio público, de saber gestionar fondos. Creo que desde una institución como el Ayuntamiento se debe de tener esa idea. Es una responsabilidad mucho más grande que gestionar fondos particulares.

-Usted trabaja para la Xunta y estará ya acostumbrado a la austeridad.

-Desde que empezó a gobernar Feijóo en 2009 los que padecemos, entre comillas, esas estrecheces desde el punto de vista económico, pues ya nos hemos venido acostumbrando a optimizar cada euro que se nos da para invertir, a ahorrar en dineros de gasto corriente y a priorizar los fondos para inversiones y desde luego a tener en cuenta que los fondos son cada vez menos y las necesidades, sobre todos las sociales, son más. Tenemos esa conciencia de que el gasto público tendrá que ir reduciéndose de gastos superfluos y ganando en fondos para gastos más urgente.

-¿Cómo afronta el cambio histórico en María Pita?

-Con muchas ganas de hacer cosas, pero con mucha responsabilidad porque, tú lo has dicho, es un momento histórico en que la gente ha pedido un cambio después de 28 años y eso nos da carga de mucha responsabilidad y de mucha conciencia y ansiedad de hacer bien las cosas. Vamos a poner toda la intensidad en transmitir a todo el mundo lo que vamos hacer y desde luego escuchar a la gente, porque eso es la antesala de las buenas decisiones.



María Luisa Cid: “Sabemos que más allá de la alegría tenemos por delante un trabajo difícil”


Las elecciones municipales le han dado mucho trabajo a María Luisa Cid. Y no solo porque, como número 13 de la lista del PP, pasará a ser concejala del Gobierno municipal, sino porque, dentro del partido, coordina las impugnaciones de los votos del 22-M. No ha tenido mucho tiempo para asumir la victoria, pero es consciente de los retos que tiene por delante.

-¿Cuándo inició su relación con el Partido Popular?

-Soy de las personas que se afiliaron cuando ganó José Luis Rodríguez Zapatero la presidencia del Gobierno, en 2004. Fue cuando tomé la decisión de implicarme de una forma mucho más directa y más comprometida. Después, a lo largo de los años, casi coincidió que Carlos y yo entramos en la política municipal. Tuvimos una buena relación y yo me hice cargo de la asesoría jurídica del partido y entré a formar parte de distintos órganos y ahora ha contado conmigo, lo cual es un honor y una alegría.

-Entonces, fue un encuentro propiciado por el tiempo.

-Y también de proyecto y de ideas, tenemos ideas muy coincidentes.

-Ha gestionado usted áreas muy distintas dentro de partido como para ver hacia dónde puede ir su responsabilidad de Gobierno municipal.

-Desde que organizamos en las últimas elecciones la junta local, me encargaron la coordinación de justicia, sanidad, comercio y seguridad ciudadana. En cuanto a cómo a va distribuir Carlos las responsabilidades, él sabe que estamos a su disposición y, desde luego, sin ningún género de dudas, estoy en disposición de lo que él diga para utilizar mis conocimientos y mi experiencia de la mejor manera posible.

-¿Cómo afronta la entrada en el Ayuntamiento?

-Que el cambio es histórico no le cabe duda a nadie, pero de alguna manera aquí lo importante es que nadie se toma con frivolidad la responsabilidad que asumimos. Estamos en un momento realmente muy complicado y todas las personas que estamos aquí sabemos que más allá de lo que son estas felicitaciones y el momento de la alegría, este cambio era necesario y tenemos un trabajo por delante muy difícil para conseguir que las cosas empiecen a funcionar mejor para todos.

-Pero, a nivel personal y profesional, vivirá un cambio muy importante.

-Es un giro copernicano, tanto en lo personal como en lo profesional. En lo personal, todo mi entorno inmediato lo tiene muy asumido y están ilusionados y apoyándome al cien por cien, lo cual no puedo dejar de agradecerlo. Y en cuando a lo profesional, yo soy abogada, siempre he ejercido como tal, y entiendo que estos conocimientos y la experiencia también serán utilizados. Además asumo con ilusión esta etapa nueva, la de estar en el gobierno de una gran ciudad, como es A Coruña, pues no cabe duda de que es un honor y un desafío.

-¿Cuáles creen que serán las primeras medidas que tendría que asumir el Gobierno local?

-Yo creo que la prioridad es saber en qué situación estamos realmente. Se ha hablado de una auditoría de las cuentas y me parece que es fundamental, porque antes de empezar a tomar medidas tienes que saber dónde estas. Hacia dónde queremos ir lo sabemos, no cabe ninguna duda de que Carlos ha expuesto muy bien los objetivos, y a medio y largo plazo sabemos cuáles son, por lo tanto sabemos hacia dónde queremos ir, pero no sabemos de dónde partimos. Por eso, las primeras medidas tienen que ir encaminadas a saber exactamente dónde estamos, de qué disponemos, cuáles son las prioridades, antes de tomar decisiones. Él siempre habla de prudencia y no me parece baladí. Realmente es importante actuar con mucha responsabilidad.