Rosa Gallego ha presentado en la mañana de ayer la denuncia en la Fiscalía para que se investiguen posibles delitos penales en la compra irregular de inmuebles por parte del Gobierno de Marea Atlántica al firmante y miembro fundacional de la Marea, Toni Lodeiro.
El juzgado abre diligencias por presunta PREVARICACIÓN del gobierno de Xulio Ferreiro por el caso de la cesión de la cárcel.
Presupuestos Rosa Gallego: "Ferreiro ha logrado que el presupuesto de 2018 sea aún peor que el de 2017 porque no resuelve ni un problema real de los coruñeses y los empeorará porque sube los impuestos a cambio de nada".

lunes, 30 de mayo de 2011

¡ EL ALCALDE CONTESTA !


Carlos Negreira no para de atender a los medios de comunicación que esta semana buscan conocer de primera mano sus proyectos para los próximos cuatro años. El nuevo alcalde electo tiene claras sus prioridades: Austeridad, austeridad y austeridad, para mantener los servicios sociales y, añade, generar empleo. Todavía sin pisar el palacio municipal de María Pita, en su despacho de la sede del PP, en Sánchez Bregua, desgrana una a una las actuaciones que llevará a cabo en el próximo mandato, algunas de ellas pendientes del anterior. Para todo ello, apela a la colaboración de la oposición, aquella que en los últimos 28 años ha ocupado el sillón que el 11 de junio cambiará a un color inédito.

Carlos Negreira estaba convencido desde hace semanas de que sería el nuevo alcalde de A Coruña. Lo palpaba en la calle, asegura. En estos días previos a la toma de posesión de su cargo se afana en perfilar los nombres propios de su gobierno y las áreas de gestión. Lo que ocurra en otros partidos, como el descalabro del PSOE, que pasa a la oposición, le importa poco. Solucionar los problemas de los ciudadanos será, explica, su principal objetivo, aunque también deberá resolver algunas cuestiones heredadas de la etapa anterior. Todo ello requerirá un diagnóstico previo en forma de auditoría. Y, en tiempos difíciles, mucha austeridad.

—¿Es consciente del giro que ha dado el 22-M a la vida municipal coruñesa o ya lo era antes de las elecciones?
—Poco a poco se va haciendo uno. Pero desde hace ya algunos días, antes de acabar la campaña, veíamos que cada vez teníamos más apoyo, más receptividad entre los vecinos, con las personas con las que estábamos y eso nos dio ánimos para convencernos y tener esa respuesta tan positiva de los coruñeses, a los que esperamos no defraudar.
¿Cree que los comicios los perdió el alcalde, el bipartito, o los ganó Carlos Negreira y el PP?
—Hay una combinación de las dos cosas. Por un lado, el gobierno municipal bipartito que existió generó el viento y las olas necesarias y el Partido Popular de La Coruña supo surfear y agotar la ola, y llegar a ese caudal mayoritario de confianza de los ciudadanos. Unas elecciones nunca las ganan o las pierden unos u otros, sino que, al final, es una combinación de las dos cosas.
—La lectura que hacen los socialistas es que la gente votó en clave nacional. ¿Comparten esta visión?
—Los socialistas, lógicamente, darán sus propias explicaciones, pero nosotros ahora estamos más preocupados de los problemas que tiene la ciudad, de los problemas que tienen los ciudadanos, que de los problemas que puedan tener otros partidos políticos o de las explicaciones que quieren dar. Yo ya dejo esa cuestión a los historiadores.
¿Qué opina de las dimisiones de Javier Losada y de Carmen Marón?
—Yo no quiero manifestar opinión sobre lo que sucede en otros partidos políticos, quiero centrarme en los problemas que tienen los coruñeses.
¿Qué espera entonces de la oposición que harán los grupos que hasta ahora estaban en el gobierno local?
—Yo espero que pueda colaborar, que podamos colaborar todos, y sacar lo mejor de La Coruña para nuestro futuro. De la buena colaboración, seguramente vendrán buenos resultados y de esos buenos resultados vendrá una mejor vida para todos los coruñeses.
¿Cómo ve la entrada de Esquerda Unida en la corporación?
—Supone una fragmentación de la izquierda, supone que la izquierda no ha sido capaz de cohesionarse lo suficiente. Pero yo espero que podamos dialogar con los tres grupos de la oposición y llegar a buenos acuerdos.
¿Tiene perfilado ya su equipo? ¿Cuándo empezarán a salir los primeros nombres?
—Tenemos cosas avanzadas, pero nos quedan unos días en los que vamos a afinar la decisión. Es una decisión importante determinar las áreas que va a haber, qué personas habrá al frente de cada una, porque los problemas que hay detrás de cada área son importantes y, por tanto, acertar con las personas que van a estar al frente es importante. Pero quiero destacar que tenemos gente bien preparada en la lista, es una lista preparada para gobernar y, por tanto, creo que va a ser fácil hacer ese ejecutivo municipal.
¿Cuál será la primera medida de su ejecutivo?
—La primera medida tiene que ser cumplir con el compromiso de austeridad a la hora de hacer un gobierno y de diseñarlo. La primera norma que se va a aprobar en el pleno va a suponer la reducción de tenientes de alcalde, va a suponer la reducción del número de asesores, va a suponer la reducción de otros tipos de gasto que va a tener el gobierno y, todo ello, para tener más dinero, precisamente, para servicios sociales y para las inversiones que necesita la ciudad. Luego tomaremos otras decisiones, pero las iremos poniendo de manifiesto a lo largo de estas semanas.
¿Sabe en qué condiciones le deja el Ayuntamiento el bipartito?
—Vamos a hacer una auditoría, precisamente, para saber la situación en la que queda, que nos ponga blanco sobre negro sobre esa situación que hay. Además, la auditoría nos permitirá ver las posibilidades de ahorro que hay para ese plan de austeridad que pretendemos elaborar. Queremos que ese plan suponga un ahorro de unos diez millones de euros anuales, destinados a servicios sociales y al resto de inversiones que necesite la ciudad.
—En todo caso, de la etapa anterior quedan algunos flecos por resolver, como el pago de la deuda generada por el “caso Relámpago”, ¿qué piensa hacer?
—Vamos a intentar encajar esa deuda y algunos otros problemas.  En función de los resultados de esa auditoría, haremos un plan de pagos. Claro que tenemos que afrontar Someso, así como otras deudas y problemáticas que tiene el Ayuntamiento.
¿Facilitará las cosas el cambio de gobierno para desbloquear de una vez el párking de O Parrote?
—La Autoridad Portuaria ha propuesto una solución, nosotros hemos propuesto otra que no es incompatible, pero que mejora algunas cosas fundamentales. Una, hacer todo el diseño desde la plaza de Orense, Linares Rivas hasta el propio Parrote. Además, hemos establecido fases para que se pueda hacer de forma independiente cada una en función de las disponibilidades presupuestarias y hemos priorizado El Parrote y La Marina. Nosotros queremos que lo más pronto posible podamos tener las dos cosas en funcionamiento. A ver si podemos encauzarlo cuanto antes, porque no creemos que sea lo mejor tener así como está ahora una zona tan emblemática años y años.
¿El Plan General se quedará tal como está planteado ahora? ¿Cuándo se aprobará definitivamente?
—Del Plan General vamos a aprovechar lo bueno que hay, conservar las actuaciones que se puedan conservar. Pero con el objetivo de tenerlo aprobado en el año 2012, intentaremos, no obstante, incorporar las mejoras que desde el Partido Popular hemos propuesto. Una de ellas, sin duda, será que no se haga un fuera de ordenación masivo para miles de coruñeses.

“En este mandato  no se aprobará ninguna superficie comercial más”
“En los corredores verdes, aproximaremos  la obra ejecutada a la obra deseada”

El alcalde electo aspira a impulsar las grandes infraestructuras y, añade, subsanar errores pasados.
—Con un gobierno local de diferente signo que el estatal, ¿habrá fondos para terminar a tiempo el tramo de la autovía de Lonzas?
—Nosotros propusimos un pacto por las infraestructuras hace mucho tiempo porque creíamos que era razonable que todos los grupos estuviésemos de acuerdo y no estuviésemos en discusiones con las infraestructuras, que son siempre la antesala del empleo y, por tanto, algo fundamental. Dicho esto, yo confío plenamente en el presidente de la Xunta y en el ministro de Fomento para que cumplan los compromisos adquiridos con la ciudad. Me preocupa el tramo Lonzas-La Zapateira, pero espero que pongamos toda la carne en el asador para que ese tramo se acabe lo antes posible. Es la única forma de tener de verdad una salida y una entrada a esta ciudad.
¿Participará ahora la Xunta en el convenio para de la estación intermodal?
—Creo que es bueno que donde deciden varias administraciones, también estén presentes los grupos de trabajo sobre ese tema. Yo confío en mejorar el diálogo entre todas las administraciones, porque en esta ciudad inciden, trabajan, varias administraciones y yo lo que quiero es que estén todas en línea para que las cosas se hagan en sus plazos y con la calidad que queremos.
¿Cómo hará resurgir la actividad del pequeño comercio?
—Primero va a haber un diálogo, poner las ideas en común con los representantes del pequeño comercio y, con esas ideas, haremos un plan de dinamización del sector, acompañado de inversiones para reactivar y regenerar nuestro tejido comercial, que fue la envidia de toda Galicia durante muchísimos años y que queremos que vuelva a serlo. Desde luego, el sector tendrá todo nuestro apoyo y echaremos el resto para mantener y crear esos puestos de trabajo, que son los que no se van, los que tienen vocación de continuidad.
¿Permitirá la apertura de nuevas áreas comerciales?
—Rotundamente no. Durante este mandato municipal no se aprobará ninguna superficie comercial más.
¿De qué forma abordará la retirada del carril bus?
—El carril bus es una buena idea mal aplicada, porque no se debería haber llevado a cabo en un vial estrecho como es San Andrés, como es Federico Tapia o la calle San Juan. Por tanto, lo retiraremos. Haremos un plan de retirada del carril bus, lo haremos ordenadamente y exponiendo a la población lo que se va a hacer ahí.
¿Reformulará los corredores verdes como prometió durante la campaña?
—Si nos referimos como corredores verdes a General Sanjurjo, a Pablo Picasso u Orillamar, lo que vamos a hacer, a partir de todas las encuestas que hemos realizado entre los vecinos, que nos han propuesto soluciones, vamos a intentar solucionar los problemas que actualmente tienen, problemas de circulación, problemas de aparcamiento, de evacuación. Vamos a intentar hacer dentro de lo posible, lo que quieren los vecinos, porque en esa obra se ha hecho lo que han querido otros. Vamos a intentar aproximar la obra ejecutada a la obra deseada por los vecinos.
¿Qué pasará con la planta de Nostián?
—Se hará una auditoría económica y otra medioambiental, que probablemente sea separada de la general. Tenemos una demanda que supera los 60 millones de euros que, a día de hoy, creemos que no está contestada. Es dos veces y media el volumen de inversiones de cada año. Es un tema muy serio.
¿Mantendrá la barandilla del Paseo Marítimo?
—Afortunadamente la barandilla es pasado. Vamos a convocar un concurso de ideas para diseñar una barandilla que se merezca la ciudad.
—Adelantó hace días que las terrazas de María Pita no serán una prioridad, al igual que la cooficialidad del topónimo. ¿Y la retirada de la simbología franquista?
—Yo lo que garantizo es que no utilizaremos la memoria histórica como tema de confrontación política. Es necesario confluir en espacios de encuentro. Perdernos en esas discusiones solo le interesa a unos pocos. Lo del topónimo va a seguir siendo un compromiso del Partido Popular, lo haremos cuando toque e intentaremos sumar. Hay algunos que utilizan Galicia o Galiza indistintamente y no se alporiza nadie, y cuando otros utilizamos La Coruña o A Coruña parece que somos intolerantes, por lo que a ver si conseguimos más convivencia.


área metropolitana constitución
“Cuento con que todos los alcaldes que salgan estén en sintonía”

Cuatro años no han sido suficientes para conformar el área metropolitana debido a las desavenencias entre los alcaldes implicados. Ahora, con la sustitución del “cordón rojo” de los gobiernos de la comarca por uno “azul” la situación parece más fácil.
¿Propiciará la sintonía política de los Ayuntamientos de la comarca la constitución del área metropolitana?
—La sintonía tiene que ser con las necesidades de los ciudadanos, por lo que yo estoy convencido de que todos los que resulten elegidos alcaldes en sus respectivos municipios van a tener esa sintonía. Espero que seamos capaces de ponernos de acuerdo y de buscar soluciones para tener un territorio para vivir y para trabajar, y eso pasa por tener muchos servicios comunes que, a día de hoy, están desatendidos, eso pasa por generar un espacio vital donde tengamos la masa crítica suficiente donde los emprendedores quieran venir y podamos poner en valor ese espacio.
¿Descarta la idea de llegar hasta Carballo y Ferrol?—Nosotros apostamos por La Coruña 15. Son 15 municipios, con 800 kilómetros cuadrados y más de 500.000 habitantes, que, desde luego, tienen la masa crítica suficiente para ser algo en este universo. Cuento con que todos los alcaldes que salgan el 11 de junio estén en la misma sintonía y espero poder compartir soluciones para todos los ciudadanos.

Fuente: el Ideal Gallego.